domingo, abril 15, 2007

Pedro Barthe. Se despide La Voz.

Los habituales del blog me perdonarán (espero) este coitus interruptus, pero es que ante todo, uno tiene alma de periodista.

En la tarde hoy, hemos visto cómo entre lágrimas se despedía una parte importante del periodismo deportivo en este país. Más o menos criticado por sus fervientes declaraciones en momentos calientes de partido, más o menos querido por sus filias y fobias, todos y cada uno de nosotros asociamos su voz a nuestro deporte, y es difícil pensar en una voz de nuestro deporte sin que nos venga la suya al recuerdo.

Hemos sido generaciones de aficionados al deporte de la pelota naranja los que hemos crecido con él. Ahora se va y nos deja solos. Ver un partido por televisión sin él será extraño, será un partido huérfano en busca de la voz que tantos años lo ha acompañado.

Pero no sólo ha sido la voz de los partidos. También ha sido la nuestra. La que se ha encargado de pelear para que TVE diera un trato digno al baloncesto, la que se ha encargado de pelear por nosotros y por el deporte que, como nosotros, tanto amaba.

Y quizá por esa pasión desenfrenada ha cometido algunos errores. Pero es que la pasión, sin desenfreno, dejaría de llamarse pasión.

Hoy no nos decía "Hasta luego". Hoy nos decía "Adiós". Nos decía adiós y nos dejaba la piel de gallina. Se marchaba entre lágrimas y nos dejaba a nosotros sin saber qué hacer, qué pensar o qué sentir.

Porque hoy, más que nunca, se ha visto el amor que profesa Barthe por nuestro deporte.

Él era un amante del periodismo. Él era un amante del baloncesto. Él era uno de nosotros.

En el seu país petit, el sol siempre vuelve. Pedro, sin embargo, no lo hará.

Se cree lo suficientemente fuerte para dejar el baloncesto y el periodismo, pero esta droga es demasiado dura.

Ojalá algún día pueda retirarme, como tú, entre lágrimas. Porque significará que he querido con todas mis fuerzas todo lo que he hecho.

Hasta luego, Pedro. Y muchas gracias.


4 comentarios:

true wolf dijo...

Primero Montes, luego Barthe...parece que nos han gafado a los fans de este deporte :(

Mucha suerte Pedro!

el becario ingenuo dijo...

Se supone que estos totems deben dejar paso, no? Acaso no estudiáis periodismo ? No era santo de mi devoción, a lo mejor porque daba la sensación de estar de vuelta de casi todo...

michigan dijo...

Ahora mismo Televisión Española no tiene a nadie que pudiera hacerlo mejor. Ernest Rivera se lo han llevado al motociclismo y los de la Euroliga en Teledeporte ("Domencar") dejan un poco que desear.

¿Vuelta de todo? He tenido la suerte de poder hablar con él esta semana y a mi me ha parecido un tío que adora esto.

drazgon dijo...

Pues a mi tampoco es que me de mucha pena. Y si como dices tu, ha luchado por el baloncesto en TVE... o no ha luchado mucho o le ha salido todo rana, porque TVE por el basket no es que haya hecho mucho en los últimos... 10 años??